mayo 10, 2018

Oscar Garay: presencia y luto

Nos faltan las palabras para dar esta noticia de luto.
El pasado domingo 6 por la tarde, mientras ayudaba en una tarea comunal, nuestro querido compañero Oscar Raúl Garay Tongo sufrió un accidente que le ocasionó la muerte.
Oscar, comunero de Jerez, se integró a nuestra Red a mediados de los años 80. Y a inicios de los 2000 fue aprobado por la Asamblea comunitaria como nuestro Coordinador General, cargo que desempeñó con franca entrega durante dos años.
Cuando somos comunidad, la alegría es una bendición que se cultiva y prospera… pero cómo duele la ausencia de un comunero nuestro. Más aun si es como Oscar, un ‘hombre humano’ que nunca dejará de serlo.
El homenaje más grande es seguir andando. Estamos en este camino que ayudaste a desbrozar y a hacer más grato, Oscar, hermano.

mayo 01, 2018

Lanzamiento de "El derecho a la esencia"

Este viernes 4 de mayo, a las 7 de la noche, estaremos lanzando nuestra más reciente publicación: “El derecho a la esencia: niños, derechos, comunidad y torcidos”.
La ceremonia se llevará a cabo en la sede central de nuestra Red: Avenida Perú Nº 416.
Estamos invitados: ¡bienvenida su puntual presencia!

abril 25, 2018

Consuelo y Luza

Durante nuestra Asamblea de abril tuvimos la grata visita de Consuelo Gaitán, Directora de la Biblioteca Nacional de Colombia, y Luz Adriana Martínez, Líder del área de Asistencia Técnica de la Red Nacional de Bibliotecas Públicas de Colombia.
La Biblioteca Nacional de Colombia, además de conservar y catalogar el conjunto bibliográfico y documental del país, es un centro de información en el cual se pueden encontrar diversos y abundantes documentos de tipo histórico, cultural, artístico, religioso, político y social de Colombia. Actualmente, la Biblioteca Nacional adelanta un inventario de sus documentos en distintos soportes para su proceso de digitalización que garantice su permanencia, conservación y mayor difusión.
La Red Nacional de Bibliotecas Públicas se encarga de coordinar los enormes procesos de formación, articulación y fortalecimiento de las bibliotecas públicas de Colombia.
Esta visita de Consuelo y Luz Adriana se venía gestando desde hace tanto, animados por compartir el esfuerzo de construir, con la lectura del mundo y de los libros, un vivir más honroso, con pleno derecho a los sueños de la paz y la alegría comunitaria.
De regreso a Colombia, Consuelo nos mandó algunas de sus impresiones:
“Oigo todavía las voces de los campesinos hablando con ternura de sus chacras… evocando a sus mayores con la devoción de quienes se saben protegidos por ellos o riendo pícaramente de los trucos y misterios que impregnan su vida cotidiana. ¡Qué riqueza tan grande hay detrás de esa casi mística relación con la naturaleza! Quisiera llenar de sentido mi profundo agradecimiento por haber tenido la fortuna de vivir esa maravillosa conmoción”.
Van también nuestros sinceros y cariñosos saludos, desde Cajamarca a Bogotá, por este precioso tiempo compartido.

abril 20, 2018

La Biblioteca Rural del ISP de Jaén

El 12 de abril del presente, la Especialidad de Ciencias Sociales - V Semestre del ISP “Víctor A. Belaunde” de Jaén, con iniciativa y mucho entusiasmo, acondicionó con nuevos ejemplares y afiches la Biblioteca Rural que viene funcionando desde el último trimestre del pasado año.
Es conocido por todos que nuestra Biblioteca forma parte de la Red de Bibliotecas Rurales de Cajamarca, la misma que ha hecho posible que participemos de su fondo bibliográfico, como los ejemplares de la Enciclopedia Campesina y diversas publicaciones, situación que se ha multiplicado durante el trueque de libros –durante el Encuentro y Asamblea recientes– como obras literarias, diccionarios, entre otros textos.
El objetivo es animar la lectura crítica y voluntaria de estudiantes y docentes para informarse y formarse como personas, así como difundir los relatos de la cultura rural con la finalidad de reconocer, rescatar, valorar y poner en práctica los saberes, valores e identidades positivas.
Los estudiantes frecuentes son ingresantes de Ciencias Sociales - I Semestre, quienes llegan con muchas ganas, escogen el libro y se registran. Por su parte, los 7 estudiantes de V Semestre iniciaron el primer Círculo de Lectura, el 17 de abril, para poner en discusión el libro “Esa luz de más adentro” del maestro Alfredo Mires Ortiz.
Prof. Sara Moreno Alberca

Rejuveneciendo

El primer fin de semana de abril nos reunimos más de cincuenta comuneros de la Red de Bibliotecas Rurales para celebrar la primera Asamblea de este año. Muchos de ellos asisten contínuamente desde hace más de veinte años a estas reuniones; vienen de lejos, cargando sus libros y su aporte para la olla común. El re encuentro de cada vez es una alegría.
En esta asamblea también hubo muchas caras nuevas. El bibliotecario más joven, Maicol Burga, llegaba después de dos días de viaje y caminata desde la comunidad de Yunchaco, en la provincia de Cutervo. Maicol participó con mucho énfasis y mucha convicción, transmitiendo a todos la importancia de leer y aprender de sus mayores.
También contamos con la presencia de Laura Quiliche, estudiante y responsable de la Biblioteca Abierta del Instituto Superior Pedagógico Instituto Superior Pedagógico “Víctor Andrés Belaunde”, de Jaén. En esta biblioteca uno puede leer ahí mismo, al aire libre o llevarse los libros a su casa, pero el contacto con el libro es real y vivencial, no restringido al espacio físico de la biblioteca. Laura es una joven animada que convence con su esfuerzo y espíritu fresco e innovador: estamos muy agradecidos por su presencia entre nosotros.
Del Instituto Superior Pedagógico de Jaén también estuvo la profesora Sara Moreno. Agradecemos muy de veras su presencia y sus importantes y precisas intervenciones.
De la I.E. “Sagrado Corazón” de Jaén estuvieron también nuestros queridos amigos
Cleofé Guzmán, Elizabeth Olano y Polinéstor Huamán, quienes vienen desarrollando una intensa labor de rescate con el Proyecto Enciclopedia Campesina.
Desde Colombia contamos con la presencia de Nathalia Quintero Castro que está a cargo de la Secretaría Técnica de la Red y se esmeró en esta asamblea para satisfacer las inquietudes y necesidades de cada bibliotecario y coordinador.
Así mismo estuvieron Consuelo Gaitán, Directora de la Biblioteca Nacional de Colombia, y Luz Adriana Martínez, Líder del área de Asistencia Técnica de la Red Nacional de Bibliotecas Públicas de Colombia. Su integración, apertura y disposición para compartir han sido transcendentales para esta asamblea.
La presencia de algunos hijos de bibliotecarios y coordinadores veteranos nos parece muy importante pues en la mayoría de los casos son los familiares que atienden –desde pequeños– a los lectores en las bibliotecas durante la ausencia de los bibliotecarios. ¡Bienvenidos Lennon, Magaly y Jorge a esta asamblea!
Manuela Vásquez y Ricardo Delgado son dos profesores que, desde el año pasado, integran la familia de la Red, desde sus centros en Bambamarca y Chota. Su presencia, su interés y su trabajo renuevan el ánimo.
Gracias a todos por acompañarnos en estos andares.

Dispuestos a compartir

Cuando los bibliotecarios y coordinadores de la Red de Bibliotecas Rurales llegan para la Asamblea General, todo es fiesta, alegría y risa. Este 6, 7 y 8 de abril nuevamente celebramos uno de estos encuentros llenos de amistad, franqueza, confianza y solidaridad: somos familia.
En el libro El duende del laberinto, de Alfredo Mires, publicado por la Red en el 2016, se encuentra este cuento:
El pan
Dios le dijo al pan:
– ¡Multiplícate!
Y el pan le respondió:
– Primero multiplica la harina.
Dios multiplicó la harina.
– Ahora multiplica la levadura –dijo el pan. Dios multiplicó la levadura.
– Ahora multiplica al hombre dispuesto a compartirme –remató el pan.
Dios se puso a llorar.
Aquí, en nuestras asambleas, Dios no tiene que llorar. Aquí compartimos lo que trae cada uno para la olla común. Pero también compartimos las noticias de cada biblioteca, los logros y felicidades de los lectores y las preocupaciones y desafíos de los bibliotecarios y coordinadores. Nos une el aprecio por los otros y un espíritu de apoyo y protección invade el ambiente.
Una vez, durante una cena de asamblea, observamos conversando a dos de nuestros coordinadores: uno tenía una taza de café y el otro estaba mojando su pan en el café del otro. Normal, como que todo es de todos.
Aunque uno se puede sorprender o reír de tanta familiaridad, ese es el espíritu de compartir en nuestras reuniones. La familiaridad se vive y el cariño se siente. Y eso vale más que un “marco lógico” o una “formación en liderazgo”.
Estamos contentos de ser como somos.

Bibliotecas y escuelas

Cuando la Red de Bibliotecas Rurales empezó a rescatar la sabiduría de las comunidades andinas, allá por los años ‘80, muchos nos criticaron, sobre todo porque usamos el lenguaje de la propia gente en nuestros textos.
– ¡Cómo es posible! ¿Campesinos que se atreven a producir libros? –decían.
Eran sobre todo algunos profesores que no querían nuestros libros en las escuelas porque “en esos textos hay muchos barbarismos”; así decían refiriéndose a la manera como hablamos del campo de Cajamarca.
Con los años –y con mucha paciencia– esta situación ha cambiado. Ahora son más bien muchos profesores y directores de las instituciones educativas quienes se interesan por este quehacer nuestro. O son los propios alumnos, cuando tienen que resolver sus tareas.
– Es imperativo permear la educación y la escuela –suele decir Alfredo Mires, nuestro Asesor Ejecutivo.
Sin embargo, aún hay mucho camino por andar.
Varios coordinadores nuestros son docentes. Tenemos convenios con escuelas en el campo y ahí, en las mismas instituciones educativas, bibliotecas rurales. Estamos coordinando nuestro trabajo con Institutos Superiores Pedagógicos e incluso tenemos solicitudes para un Plan de Lectura realmente acorde con la vida de las comunidades...
Son avances enormes y, como Red, estamos felices con estos desafíos. Pero sabemos que el camino es arduo y que somos pocos. Felizmente no tenemos la afición a desalentarnos.

Nueva distribución de libros

Si concebimos el libro como instrumento de labranza, como compadre y compañero de nuestro caminar en el campo cajamarquino, entonces los libros deberán encontrar nuevas formas de sembrarse, multiplicarse y moverse: ir de familia en familia, de biblioteca en biblioteca, de grupo en grupo, de comunidad en comunidad…
Por ello, desde la Oficina Central la Red de Bibliotecas, se impulsa una nueva distribución de libros dirigidos a donaciones especiales, sobre todo a instituciones educativas que vienen formando sus bibliotecas rurales; también para entidades amigas interesadas en la educación, la lectura, la escritura y la defensa de la cultura propia; o para las mismas comunidades de nuestras bibliotecas rurales que podrán realizar sus círculos de lectura (que reúnen de diez a más de doscientas personas de las comunidades) donde cada participante cuenta con el libro en sus manos para leer con otros y para los otros.
Con esta nueva distribución de libros, la Red de Bibliotecas quiere fortalecer los lazos de encuentro comunitario, en donde la lectura, las palabras y la conversa es la mejor manera de proseguir este camino comunitario, chacarero, andino y campesino.

Leo y Escribo

Estamos próximos a recibir el inicio de una nueva colección de Bibliotecas Rurales, dirigida sobre todo a niños y jóvenes, pero también entretenida y útil para los mayores.
Es un libro-libreta que, vía la lectura de un texto corto, inspirador y de impacto en la línea de la Red, impulse a los lectores a que anoten sus reflexiones, pensamientos, comprensiones o textos surgidos, después de la lectura, en sus páginas en blanco.
Esta publicación quiere contribuir a la formación de más lectores, provocar y mantener el pensamiento crítico y catapultar la audacia de escribir luego de leer, de decir y componer textos a partir de la comprensión. Y deslizar los ojos y el corazón por la palabra escrita.

Sarah Heery, presente

Este 12 de abril fue el décimo aniversario de la muerte de nuestra compañera Sarah Heery. Su hermana Helen y su familia, con la Fundación de Sarah para nuestra Red, no han cesado de acompañarnos en todo este tiempo, como presente ha estado el ánimo y el ejemplo de Sarah.
El poeta Antonio Machado decía que “Mientras somos, la muerte no es, y cuando la muerte es, nosotros no somos”.
Es decir, la inmortalidad está aquí, en los pasos que vamos dando, en las presencias que vamos cultivando.